Va a ser que juegan poco al aire libre¡¡¡¡

Un reciente estudio en niños colombianos (Gilbert-Dismond y cols, 2010) ha encontrado que los niños con menores concentraciones en sangre de vitamina D crecen menos (-0.6 centímetros al año) y engordan más (0.1 k/m2 al año) en un seguimiento medio de casi tres años. La vitamina D NO es una vitamina, el culpable del error…